REACH: Últimas noticias sobre el uso de Cromo VI en recubrimientos

El coordinador técnico de ESTAL ha emitido un comunicado donde se recogen las últimas novedades en lo relativo al uso de productos con cromo

Reach Compliance ECHA Cromo VI

Como ya es sabido, CTAC (consorcio de fabricantes, importadores y distribuidores de productos de trióxido de cromo) presentó unos nuevos estudios de seguridad e impacto socio-económico a la ECHA (Agencia Europea de los Productos Químicos), proponiendo una nueva revisión para la ampliación de los plazos en el uso de productos con Cromo (VI)-CrO3.   Esta solicitud, facilitó la ampliación de los plazos del uso del CrO3 después de su fecha límite “Sunset-date” del pasado 21 de Septiembre de 2018, hasta que se resolviera la propuesta por parte de la ECHA.

En la pasada reunión del 15 de febrero, el Comité REACH de la Unión Europea, finalmente aprobó la decisión de implementación de la Comisión, que otorga autorización para ciertos usos de CrO3 al consorcio CTAC.

Para el “uso 5”, que es el “uso” relevante como capa de conversión antes del recubrimiento en polvo de aluminio para aplicaciones arquitectónicas, se prevé:

  1. Un período de revisión de 4 años, a partir de la fecha de la decisión de autorización. Se espera que la Comisión notifique su decisión a los solicitantes de CTAC a más tardar el 1 de abril de 2019.
  2. La decisión de autorización contiene una serie de condiciones, que serán difíciles de cumplir, tanto para los solicitantes de CTAC como para los usuarios intermedios.
  3. Como usuarios intermedios, los acabadores de aluminio deberán notificar sus usos a la ECHA (art. 66 de REACH) antes del 1 de julio de 2019.
    • Deben realizar campañas de medición de exposición en su planta, que finalizarán antes del 1 de octubre.
    • Los resultados de las mediciones de exposición, así como los resultados del monitoreo de aire y agua, deben notificarse a la ECHA antes del 1 de abril de 2020.

Tal como se preveía, los condicionantes que la Agencia Europea, prevee para poder seguir utilizando los baños de cromatizado en sus instalaciones, pasan por solicitar directamente cada usuario “lacador” una autorización directa a la ECHA, donde deben notificar sus usos, y cumplir unos condicionantes, para que la agencia decida si concede o no, en cada caso particular esa autorización.

Los plazos ya están previstos, y son los que en ésta reunión se han acordado. Por otra parte el coordinador de ESTAL, ya se ha definido, indicando que las condiciones serán difíciles de cumplir.

Consideramos, pues, que sería un buen momento para adaptar las instalaciones de lacado, al empleo de productos de capa de conversión “Libres de cromo”.